Hamza bin Abdul Muttalib

Hamza bin Abdul Muttalib después del Islam

El día en que el Profeta (PBD) se reunió con sus familiares para invitarlos al Islam (Yawm al-Inzar), Hamza también estaba presente en el evento. Incluso antes de convertirse en musulmán, defendió al Profeta (PBD) tras el hostigamiento al que le sometían los enemigos del Islam.

Un día, Abu Yahl, uno de los líderes de La Meca, se enfrentó con el Profeta (PBD) cerca del Monte de Safa, y lo insultó; a lo que el Profeta (PBD) no respondió. Pero cuando Hamza regresó de caza, una persona le dijo: “Nos estabas aquí y no escuchaste lo que le dijo Abu Yahl a su sobrino”, con lo que Hamza fue a buscar a Abu Yahl y lo encontró sentado en medio de la gente, en Masyid al-Haram.

Entonces lo golpeó con su arco; de tal forma que lo hirió en su cabeza, y le dijo: “¿Cómo insultas a Muhammad? ¿No sabes que yo he aceptado su religión? Yo apoyo todo lo que dice Muhammad”.

En este instante, los hombres de la Tribu de Banu Majzum vinieron a ayudar a Abu Yahl, pero él les dijo: “¡Dejen a Hamza! Él tiene razón porque yo he insultado a su sobrino”.

A partir de entonces, los árabes, cuando vieron que el Profeta (PBD) contaba con el gran apoyo de Hamza, no se atrevían a molestarlo como antes.

Según los registros históricos, la conversión de Hamza fue muy influyente para que otros familiares aceptaran el Islam.

Cuando el Profeta (PBD) reveló su invitación en forma pública, Hamza también comenzó a invitar a la gente al Islam.

Hamza se quedó en La Meca con el Profeta (PBD), y no emigró a Etiopía. En los dos o tres años en que los politeístas asediaron a los musulmanes en el Valle de Abi Talib, Hamza se quedó con ellos junto a otros miembros de Bani Hashim.

Después de la Inmigración a Medina

En el mes de Ramadán del primer año de la hégira, el Profeta (PBD) le dio a Hamza la bandera del primer ejército de los musulmanes. Así como también, Hamza fue el portador de la bandera de los musulmanes en las Batallas de Abwa’, Zu al-‘Ushayra y Bani Qaynuqa’. 

En la Batalla de Badr, Hamza estaba en la parte más cercana a los enemigos en la línea del frente. Al principio de la guerra, el Profeta (PBD) envió a Hamza, a Alí (P) y a Ubayda Ibn Hariz Ibn ‘Abd al-Muttalib para combatir contra  los líderes de los idólatras. 

En la Batalla de Uhud, Hamza estuvo a cargo del centro del ejército. Combatía con dos espadas, mostrando un gran coraje y valor en esa batalla.

Su martirio

La Batalla de Uhud se produjo el sábado 15 de Shawwal del tercer año de la hégira (624 D.C.).En esa Batalla, Hamza fue martirizado por Wahshi Ibn Harb, un esclavo etíope. 
Según la tradición, Hind la hija de Hariz, madre de Mu’awiya fue quien animó a Wahshi con la promesa de un gran premio en caso de que se vengase de Muhammad (PBD). Los motivos de Hind, la esposa de Abu Sufyan, fue para vengar a su padre, su hermano y su tío, quienes murieron en la Batalla de Badr. 

La mutilación de su cuerpo

Según la historia, Hind había jurado comerse el hígado de Hamza. En primer lugar, Wahshi intentaba matar a Alí (P), pero en el campo de batalla, cuando encontró una oportunidad para matar a Hamza, le tiró una lanza y luego cortó su pecho, sacando su hígado para Hind. Como premio, Hind le dio a Wahshi unas joyas y también le ofreció darle diez dinares en La Meca. Posteriormente Hind mutiló el cuerpo de Hamza cortando algunos de sus órganos. Se dice, que Abu Sufyan también la ayudó, e insultó el cuerpo de Hamza.
Debido a la gravedad de este acontecimiento, algunos compañeros del Profeta (PBD) juraron que iban a mutilar a treinta personas de los politeístas de Quraish, pero el Profeta (PBD) les dijo que tuviesen paciencia y fue entonces cuando la aleya 126 de la Sura Nahl fue revelada:

“Y si castigáis, castigad en la misma medida en que fuisteis castigados, pero si sois pacientes, eso es mejor para quien sea paciente.”

W.S

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*